Los que pasaron piola y los que se pusieron la camiseta durante las protestas

Influencers, artistas y futbolistas se desentendieron de lo que sucedía en el país y algunos se subieron al coche cuando murieron los dos jóvenes héroes en plena marcha.
Los que pasaron piola y los que se pusieron la camiseta durante las protestas

En su cuenta de Instagram, el popular tiktoker Osito Lima afirmó que fue un cobarde por no participar en las movilizaciones en contra de la vacancia de Martín Vizcarra y el golpe legislativo. El polémico personaje agregó que no se pronunció por temor a que despierte la idea de que busca incursionar en la política. “Muchas personas pensaban que yo brindo ayuda en mis videos, ya que quería votos a futuro y que tenía intenciones políticas, sentí que lo mejor era enfocarme en el contenido de amor y ayuda y no involucrar a Osito Lima en política”, detalló.

Otros personajes peruanos siguieron la posición apolítica de Osito Lima y se hicieron los tercios cuando la breve dictadura del usurpador Manuel Merino reprimía las marchas pacíficas y a miles de peruanas y peruanos. Mario Hart les pidió a su más de 988 mil seguidores que respeten a los influencers que no quieren opinar sobre política. “No puedes agredir a alguien porque no hace lo que haces tú”, trató de justificarse. Ale Cantelli, con más de 36 mil seguidores, coincidió con la postura de Hart y enarboló la bandera de no seguir a la manada. En esa línea, la modelo Vania Bludau, con 3 282 898 de seguidores, dijo que dejaba los comentarios sobre lo que sucede en su país a los conductores de noticias. Con ella no era.

A diferencia de otros influencers que prefirieron seguir promocionando marcas, Josi Martínez, tiktoker peruano de 16 años, les pidió a sus 17 millones de seguidores que apoyen las marchas contra el golpista de Merino. “Los tiempos aquí están siendo sumamente difíciles, ya que la mayoría de personas están saliendo a protestar y los están reprimiendo los policías, de manera ilegal porque nuestra Constitución defiende el derecho a la protesta”, dijo en su vídeo de un minuto colgado en Tik Tok. Josi contribuyó a que no se cumpla el pronóstico del congresista del partido de Acuña que dijo que solo cuatro gatos salen a marchar.

La cantante Leslie Shaw, desde el segundo día de convulsión social, se manifestó a favor de la movilización de la ciudadanía. “Quieren desmantelar la Constitución del país, deja de hacerle preguntas a un cajero. ¿Qué hay de los que protestan pacíficamente? Que los micrófonos apunten a ellos”, tuiteó. Shaw añadió que “es momento de apoyar al pueblo que como artistas nos da la oportunidad de vivir de lo que amamos hacer”. Miles de usuarios saludaron que la cantante use sus redes sociales para dar aliento y respaldar a los jóvenes manifestantes.

Mientras muchos jugadores de la Bicolor guardaban silencio, el volante Renato Tapia compartió historias de Instagram animando a la ciudadanía a seguir con las manifestaciones pacíficas. Cuando Tapia se pronunció, la gente lo bautizó como el futuro capitán de la selección. Los peruanos tienen en cuenta que fue el primer jugador de la selección en alzar su voz de protesta.

La actriz Tatiana Astengo al igual que la política Úrsula Moscoso, quienes aparecieron en casi todas las marchas, propusieron que la Blanquirroja no juegue contra Chile. De hecho, era imposible que eso sucediera por el calendario de la FIFA. Sin embargo, el día del partido contra la Roja, los convocados del Tigre en la cancha pasaron la situación política por agua tibia al no mostrar algún gesto de solidaridad con la ciudadanía.

El mismo Ricardo Gareca ha pedido no involucrar a la selección en la crisis política y social de Perú. No obstante, el entrenador argentino manifestó sus condolencias a los dos jóvenes fallecidos a disparos de la Policía durante las masivas protestas. “No estamos ajenos a lo que está pasando. Deseamos todo lo mejor para Perú y que se solucione lo antes posible, pero me interesa sobre todo meterme en el partido de mañana y no involucrarme en temas políticos”, añadió. Esperemos que hoy Perú se quede en casa con los tres puntos y se los dedique a Jack y a Inti, héroes de la democracia.

Quien no pasó inadvertido fue Claudio Pizarro, quien volvió a ocupar titulares al expresar su preocupación por el país y solicitar que se vayan los corruptos. Pero, sin duda, quien también tuvo un gran gesto fue Reimond Manco. Ayer, el atacante del Atlético Grau anotó un gol que celebró con un gesto señalando al cielo y luego tomando su pecho con una mano en homenaje a Jack y a Inti. “Mi gol fue dedicado para los dos guerreros que perdieron la vida por defender nuestros derechos, nuestra democracia. Nuestro país está harto de tanta corrupción. Mis condolencias a la familia y a la gente le diría que no pare, que hay que limpiar a toda la basura política”, dijo el exjotita al finalizar el partido. 

Cuando Carlos Ezeta le metió un derechazo al acciopopulista Ricardo Burga, los cantantes Gian Marco Zignago y Pedro Suárez-Vértiz se pronunciaron sobre el golpe que recibió el golpista. El primero dijo que “un peruano que agrede a otro peruano no me representa”; el segundo, “la imbecilidad (del Congreso) solo genera imbecilidad”. Inmediatamente sus publicaciones se llenaron de comentarios de muchos usuarios que estaban en desacuerdo con los músicos. Un tuitero le dijo al intérprete de “Domitila” (cuya autoría no le pertenece): “Si bien tenemos derecho y libertad de expresión, lo mejor es que solo hables de tu música. Como cantante te ves más bonito”.

Unos tuits después, Gian Marco dijo que malinterpretaron su publicación. Al final, cambió de posición y salió a marchar diciendo que lo hacía “por sus hijos”. El actor Christian Meier al inicio de las protestas comentó, con una imagen de zapatos de payaso, que los que marchaban a favor de Susana Villarán ahora salen “a marchar contra la corrupción”. Tres doritos después, el 14 de noviembre, el actor de telenovelas salió a marchar con su bandera, al igual que Gian Marco. Pedrito no salió a marchar, pero publicó que le da gusto “ver tantos jóvenes, niños y ancianos manifestándose contra este gobierno apócrifo”. 

Muchos influencers, artistas, futbolistas, músicos desactivaron los megas por un largo y tendido rato; mejor dicho, hasta que, lamentablemente, las marchas pacíficas se tiñeron de sangre. En ese momento todas y todos los apolíticos solapas comenzaron a subir su foto de “Merino, renuncia ya”, encima con hashtag. Acto seguido: colgaron fotografías del mapa y el escudo del Perú en color negro, fotografías bien retocadas de las marchas a las que no asistieron ni respaldaron. Prohibido olvidar, generación del bicentenario (en minúsculas, según la Asociación de Correctores de Textos).

Enlaces patrocinados
Todavía no leíste
Total
21
Compartir