Este artículo es de hace 3 años

El Partido Morado va directo a la tumba

El candidato presidencial del Partido Morado, Julio Guzmán, está en caída libre y el presidente de la república, Francisco Sagasti, apenas tiene 21% de aprobación.
Rosmery Guizado

El Partido Morado atraviesa por un mal momento y todo indica que seguirá empeorando. Según la última encuesta del Instituto de Estudios Peruanos (IEP), el candidato presidencial del Partido Morado, Julio Guzmán ha caído de 9.1% a 4.6 en intención de voto. También cuenta la aprobación del presidente de la república, Francisco Sagasti, que apenas pasa el 20 %.

No hay nada que nos haga pensar que el Partido Morado pueda repuntar. Al parecer, los halagos que se echa así mismo el candidato presidencial les está pasando factura. Olvidó que el principal juez es el pueblo peruano.

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

El Partido Morado ha demostrado que no tiene una ruta clara para el gobierno de transición. El presidente Sagasti, quien empezó con el pie derecho, ahora no sabe cómo resolver los problemas urgentes de los peruanos, que enfrentan una terrible segunda ola del coronavirus.

Julio Guzmán con sus 4.6% de intención de voto no sabe qué hacer para subir en las encuestas. El lunes, destacó la decisión de la Junta Nacional de Justicia (JNJ), que destituyó a Pedro Chávarry, en el cargo de fiscal supremo, debido a que cometió faltas consideradas muy graves.

“Finalmente, se hizo justicia. Chávarry atentó contra el Equipo Especial Lava Jato, distorsionó el sistema de justicia peruano y conspiró con sus ‘hermanitos’ contra el Perú”, escribió Guzmán en Twitter.

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

El candidato no tiene ideas novedosas y por esto está en el séptimo lugar de las preferencias, después de George Forsyth, Verónika Mendoza, Yonhy Lescano, Keiko Fujimori, Hernando de Soto y Daniel Urresti. Solo le gana a Ollanta Humala y Daniel Salaverry.

Guzmán intenta por segunda vez llegar a la presidencia. En el 2016, representó al partido Todos por el Perú, pero no llegó a lograr su objetivo, porque el Jurado Nacional de Elecciones decidió dejarlo fuera de la competencia por temas referidos a la designación de sus postulantes.

El 8 de noviembre del 2017, fundó el Partido Morado. En febrero, dos representantes del partido español de izquierda Podemos acusaron a Julio Guzmán de haber copiado su campaña presidencial. Fue acusado de cuatro plagios: tener la misma tipografía y color en su página web, de haberse copiado el lema, tener imágenes muy parecidas, y de tener el logo muy parecido.

Guzmán también fue criticado por trabajar en el gobierno del famoso “cosito” Ollanta Humala. La pareja fue relacionada con el caso Odebrecht, por lo cual los candidatos a la presidencia durante las elecciones del 2016 Pedro Pablo Kuczynski y Alan García, acusaron a Guzmán de representar los intereses de Humala.

El fiscal del Equipo Especial Lava Jato, José Domingo Pérez, abrió una investigación preliminar contra el líder del Partido Morado, por el presunto delito de lavado de activos al ser acusado de recibir 400 mil dólares de la constructora Odebrecht para la campaña presidencial del 2016. Este es un tema no aclarado todavía y Guzmán dice ser inocente de todas las imputaciones.

En enero del 2021, el líder del Partido Morado confirmó que dio positivo a la COVID-19 y anunció en aquella fecha que suspendía todas sus actividades de campaña y todo acto lo realizaría por los medios digitales. Guzmán subió en las encuestas por ser frontal contra el golpista Manuel Merino, pero después de este hecho no ha mostrado al país propuestas novedosas de gobierno. Todo indica que seguirá cayendo y su partido va directo a la tumba.

Compartir
Recibe nuestro contenido en Google News Síguenos en Síguenos en Google News
Suscríbete a nuestro canal de WhatsApp Suscríbete en Suscríbete en WhatsApp