Si no aprueban reformas es permitido cierre de Congreso

El Presidente de la República, Martín Vizcarra, en entrevista al programa periodístico CNN en español, afirmó que usará todas las opciones constitucionales para lograr el cambio de las instituciones políticas y judiciales.

“No descartamos ninguna medida para lograr el objetivo de luchar y destruir la corrupción que estamos decididos a combatirla”, enfatizó.

Al ser consultado por la posibilidad de ser tachado como golpista, declaró que no lo hará incumpliendo procedimientos constitucionales porque tiene como misión fortalecer el sistema democrático peruano. “Hay mecanismos en la Constitución. Nosotros somos rigurosos en su cumplimiento” sostuvo.

“Mi iniciativa está hace más de un mes en el Congreso para reformas constitucionales: políticas y judiciales” sostuvo.

Comentó que también hay una iniciativa ciudadana de buscar el referéndum, además de su propuesta para la misma acción. “Dentro de las medidas también esta establecida la cuestión de confianza. Si no la aprueban, es permitido el cierre del congreso”, señaló.

El presidente confesó también que no confía en el Poder Judicial. Añadió que es necesario corregir las instituciones del país, además de apoya la iniciativa de ciudadanos que pretenden terminar con la podredumbre del país y rechazan a los funcionarios deshonestos.

ALIANZA DE CORRUPTOS

Vizcarra afirmó que los corruptos en el Perú se han unido para mantener el sistema político y judicial contaminado por la corrupción. “Nosotros vamos a trabajar frontalmente para cambiar esta situación”, añadió.

Declaró que siempre estará abierto al diálogo porque su gobierno se ha caracterizado por concertador, pero no acordará con la corrupción. Admitió además que fue un error esconder las reuniones que mantuvo con la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori. “Desde ahora, todas las reuniones serán en el Palacio de Gobierno”, sentenció.

El mandatario opinó también sobre el éxodo de los venezolanos no solo hacia el Perú, sino también a todos los países que los reciben por la crisis en el país llanero. “No tenemos ningún problema en manifestar que hay problemas serios en estos países y que precisamente sus gobernantes están haciendo un gran daño a su misma sociedad”, sentenció.

Sigue a El Perfil en
Te puede interesar