Mastodon
Este artículo es de hace 4 años

El ébola revive en África y coronavirus empieza a atacar

A pesar que África es el continente menos afectado por COVID-19 a nivel mundial, sigue enfrentando estragos del pasado y le hace frente a dos enfermedades mortales.

Deyna Cornejo Zárate
Escuchar este artículo
Audio generado con inteligencia artificial. Debido a la naturaleza del proceso, pueden presentarse pequeñas variaciones en las pronunciaciones. Para una experiencia óptima, recomendamos revisar el contexto o consultar la transcripción si surgen dudas.

En 2014, la epidemia delébolase volvió una amenaza letal del continente africano. El brote de este virus se había originado en Guinea y se iba expandiendo hacia los territorios vecinos de Sierra Leona y Liberia. 

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Sin embargo, esto se remonta al año 1976. La aparición de un virus en la República Democrática del Congo (RDC) que provenía de animales como los murciélagos de frutas y que, además, contagiaba a los monos, se convirtió en la enfermedad que cobraría más de 1 500 muertes en África Occidental. Esta enfermedad fue llamada así por los primeros casos que surgieron cerca al río del mismo nombre. 

Después de dos años, el 14 de enero del 2016, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró el fin del brote del ébola y el rompimiento de las cadenas de transmisión conocidas. 

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

A pesar de la vigilancia a los tres países afectados (Guinea, Sierra Leona y Liberia), la OMS no descartaba nuevos casos. Es así como, el 23 de enero del presente año, el ébola resurgió en la RDC, con un total de 3 416 casos de infectados, de los cuales 2 238 fallecieron. 

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Ahora, África tiene un nuevo reto: lidiar contra elCOVID-19. El continente más pobre del mundo carga con una epidemia y una pandemia sobre sus hombros. Su precaria salud pública, la falta de acceso a necesidades básicas como el agua para lavarse las manos, la hambruna que cada vez toma más fuerza, la carencia de un hogar donde vivir y los conflictos bélicos que aún resuenan en algunos países africanos, son debilidades de las que el nuevo virus está tomando ventaja.

Sudáfrica, como el país más industrializado en el continente, es uno de los más desiguales e informales en el mundo. El coronavirus está avanzando y ya ha cobrado más de 1 100 fallecidos y 22 800 infectados. 

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Las medidas tomadas por los gobernantes africanos con mucha anticipación, como cierre de aeropuertos, puertos y escuelas, a diferencia de otros continentes justifican ser el menos contagiado, pero el resurgimiento del ébola intensifica la situación. 

No todos los países deÁfricaestán en confinamiento, algunos de sus gobernantes han obligado a la población al asilamiento. Sin embargo, otros están levantando restricciones debido a sus creencias religiosas que priman en el estado. Y aunque, la mayoría de la población africana, sean jóvenes, la vulnerabilidad en los campos de refugiados, mayormente conformados por niños, adolescentes y mujeres embarazadas, quienes tienen un pobre sistema inmunológico haría que el coronavirus desate una catástrofe total. 

Síguenos enGoogle News
Avatar de Deyna Cornejo Zárate
Deyna Cornejo Zárate
Redactora de EL PERFIL. Escribe sobre actualidad, cultura e historias de vida.
Lo último
Lo más leído