Este artículo es de hace 4 años

Nuevos derechos y vínculo laboral en construcción civil

Las instituciones gubernamentales tienen la obligación de fiscalizar el cumplimiento de los derechos conquistados y evitar la mala práctica de algunas empresas constructoras de pagar semanal o quincenalmente los beneficios sociales a los trabajadores junto con sus salarios.

Escuchar este artículo
Audio generado con inteligencia artificial. Debido a la naturaleza del proceso, pueden presentarse pequeñas variaciones en las pronunciaciones. Para una experiencia óptima, recomendamos revisar el contexto o consultar la transcripción si surgen dudas.

Con la firma del Convenio Colectivo 2020-2021 entre la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) y la Cámara Peruana de la Construcción (CAPECO), el 14 de setiembre, los trabajadores del sector construcción han recibido aumentos salariales y otros beneficios laborales. Esta negociación colectiva tiene la importancia de ser la única que culmina con aumentos salariales en plena pandemia.

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

El jornal básico se incrementó en 2.13% operario, 2.08% oficial y 2.21% peón, que es superior a la inflación de 1.78 % registrada entre junio 2019 y mayo 2020, lo que significa que el nuevo jornal básico es S/ 71.80 operario, S/ 56.55 oficial y S/ 50.80 peón; además incide en otros derechos laborales. Los beneficios están descritos en el convenio colectivo, que próximamente será publicado por el Ministerio de Trabajo en el diario oficial El Peruano.

Las instituciones gubernamentales tienen la obligación de fiscalizar el cumplimiento de estos derechos conquistados, evitar la mala práctica de algunas empresas constructoras de pagar semanal o quincenalmente los beneficios sociales a los trabajadores junto con sus salarios, es decir, que cada fin de semana o quincena cortan el vínculo laboral sin que hayan concluido las labores o el frente de trabajo para el cual el trabajador fue contratado en la obra.

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Esta práctica, desprotegió a los trabajadores al inicio de la emergencia sanitaria por el Covid-19, porque, al estar liquidados y sin vínculo laboral, no pudieron acceder a la licencia con goce de haber, quedando en total desamparo.

SIGUE LEYENDO DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Recalcamos que la liquidación y los beneficios sociales se deben pagar cuando se termine el vínculo laboral, y eso sucede cuando el trabajador es despedido por el término del trabajo para el que fue contratado en la obra de construcción.

Por ello, demandamos a las municipalidades, SUNAFIL, entre otros organismos competentes, que fiscalicen la implementación de los nuevos beneficios laborales y a la vez velar para que no se corte cada semana el vínculo laboral de los trabajadores, algo recurrente en construcción civil.

Más información sobre
Síguenos en Google News
Esta es una columna
El análisis y las expresiones vertidas son propias de su autor/a y no necesariamente reflejan el punto de vista de EL PERFIL
Avatar de Luis Villanueva Carbajal
Luis Villanueva Carbajal Colaborador de EL PERFIL
Secretario General de la Federación De Trabajadores de Construcción Civil del Perú (FTCCP)
Lo último
Lo más leído